«Retrato del poder en España (con Aznar de fondo)» de Ignacio Escolar, en eldiario.es

aznar y blesa

«El éxito o el fracaso de los empresarios o los emprendedores debe estar ligado a su talento y a la competencia, y no a la arbitrariedad ni al capricho de nadie. No se debe privatizar sin liberalizar, porque la privatización sin liberalización puede conducir a un capitalismo de amigos».

–José María Aznar. 13 de octubre de 2010, durante una conferencia.

Miguel Blesa fue un mal estudiante con muy buena suerte. No aprobó a la primera la oposición para inspector de Hacienda y, gracias al suspenso, consiguió la plaza de su vida: la amistad de José María Aznar, al que conoció en la academia donde se matriculó para intentarlo por segunda vez. Aznar sólo tiene dos amigos de verdad: Miguel Blesa y Juan Villalonga; «todos los demás son como mucho conocidos», aseguran desde el Partido Popular.

En 1996, cuando Aznar ganó las elecciones, su cuadrilla de amigos ganó también con él. A Villalonga, su compañero de pupitre en el colegio de El Pilar de Madrid, la victoria del PP le puso al frente de la primera empresa española, Telefónica. Y a Blesa, su compañero de estudios durante la oposición, le tocó en suerte Caja Madrid. ¿El «talento y la competencia» de Blesa para ese puesto? Desconocidos.

Blesa llevaba entonces una gestoría que, entre otras cosas, le hacía la declaración de la renta a su amigo Aznar. La primera vez que Blesa trabajó en un banco o en una caja fue en septiembre de 1996, cuando fue nombrado por el PP consejero de Caja Madrid (y también consejero de Antena 3). En menos de dos meses, ya sabía todo lo necesario del sector financiero como para presidir la segunda mayor caja del país. ¿Su único mérito? La amistad de su fiel compañero de oposición.

«Se nos acusa de haber puesto al frente de las empresas que en su momento estaban participadas por capital público a gestores de confianza. En relación con esto se oyen a veces afirmaciones bastante necias. No conozco a ningún Gobierno en el mundo que tenga que nombrar a gestores de empresas y nombre a personas en las que no confía».

–José María Aznar. 4 de marzo de 2000, en una entrevista en el diario Expansión.

Texto completo en http://www.eldiario.es/escolar/Retrato-poder-Espana-Aznar-fondo_6_234886546.html